Entrevista a la triatleta Marta Martín “Hay que aceptar que no existe el deportista perfecto”.

Háblanos un poco sobre ti ¿Cómo es el dia a dia de Marta Martín?

Tengo 30 años y vivo en Barcelona. He hecho de mi hobby parte de mi trabajo; soy Licenciada en Ciencias de la Actividad Física y el Deporte y actualmente doy clases en Ciclos Formativos relacionados con el ámbito deportivo. Poder transmitir mis conocimientos a la vez que formo a futuros profesionales del mundo deportivo, es algo que me satisface mucho. Por las mañanas disfruto dando clase y por las tardes disfruto entrenando. Este trabajo me permite tener las tardes para mí (y los fines de semana). Cada vez más soy consciente del valor que tiene ese tiempo y de lo mucho que llena poder disponer de él; de ese momento del día que dedico a una de las cosas que más me gusta: entrenar, hacer deporte.

¿De dónde viene tu pasión por el triatlón? ¿Desde cuando compites? ¿Qué te ha aportado el triatlón a tu vida?

Normalmente la gente piensa que detrás de una persona apasionada del deporte como puedo ser yo, hay unos padres que también lo son; de esos que cuando eras pequeño te apunta a mil deportes, te llevan a competir cada fin de semana, … pero este no es mi caso. Sí que es verdad que mis padres siempre se han preocupado de que tanto mis tres hermanos como yo hiciéramos algo de actividad física, pero nunca lo han vivido como lo vivo yo. De hecho, creo que hoy en día todavía no entienden todo lo que siento cuando entreno por un objetivo como puede ser una meta de un Iron Man, ni lo que supone cruzar esa meta. Al principio me enfadaba, era motivo de discusiones porque es un sacrificio muy grande en muchos aspectos, intentaba explicarles lo que siento, el por qué, … y ahora, aunque sigan sin comprenderlo del todo, lo respetan y puedo contar con sus ánimos y gritos.

Así, mi primer contacto con el mundo deportivo fue a través del baloncesto. Antes había practicado ballet, rítmica, … pero nada me convencía hasta que mis padres me animaron a apuntarme a baloncesto. Estuve casi 10 años jugando en el equipo del colegio. Tengo muy buenos recuerdos de esos entrenos y partidos de fin de semana. De hecho, una de mis grandes amigas fue primero compañera de equipo. El equipo acabó disolviéndose; la Universidad, trabajo, … hicieron que tuviéramos que buscar otras actividades para practicar deporte. Y así fue como decidí apuntarme al gimnasio del barrio y empezar a correr. Fue ahí donde descubrí mi gran afición. Recuerdo cómo disfrutaba corriendo. Mi primera carrera fue la Carrera de la Mujer del año 2009 que se celebra en el mes de noviembre en Barcelona. Fue a partir de entonces cuando empecé y ya no pude para! En seguida vinieron ya las de 10k. Y al poco mis primeros 21k. Trails de montaña. Empecé a hacer podios, a llegar a casa con una copa, una medalla, … y todo eso cada vez me motivaba más y más. Desde entonces no he parado de correr. Normalmente acostumbro a quedar en buenas posiciones en las clasificaciones femeninas. Por suerte no he tenido lesiones graves que me hayan hecho parar. Pero sí que fue en una de esas típicas inflamaciones de un tendón de la rodilla cuando descubrí el mundo del triatlón. Como no podía correr porque me dolía al impactar con el suelo, empecé a ir a la bicicleta del gimnasio, a nadar, … ¡y resultó que eso también me gustaba! Entonces me planteé hacer un sprint triatlón. Y así fue como crucé la primera de las muchas metas de un triatlón. Empecé con un sprint y aquí estoy ahora, siendo finisher de dos Ironmans: Triathlon Vitoria-Gasteiz en 2017 y Ironman Barcelona hace unas semanitas. Y creedme que cruzar esas metas es de las sensaciones más bonitas que he vivido y vivo a día de hoy. Siempre digo que todas las mujeres deberían experimentar eso una vez en su vida; cruzar una meta detrás de la cual hay horas de entreno, esfuerzo, constancia, disfrute y también sufrimiento en algunos momentos, … y no hace falta que sea un Ironman. En una distancia más corta también puede sentirse todo eso.

Has hecho dos Ironwoman! ¿Cómo ha sido la experiencia? ¿Cuál es la parte que más y menos te ha gustado de prepararte y de realizar este tipo de competición de larga distancia?

Aquí os hablo de mi experiencia Ironman, pero para todas las que me leáis, puedo aseguraros que la emoción, orgullo y satisfacción que me han hecho sentir esas dos metas, también la sentí cuando en su momento completé mi primer triatlón sprint, olímpico o half. De hecho, es esa emoción, junto con el hecho de ir mejorando físicamente, lo que me ha hecho plantearme cada vez objetivos de mayor envergadura.

Eso que dicen de que engancha… ¡Es real!

Engancha entrenar por ello, sacrificarte, sudar, disfrutar, sufrir, … y llegar a la meta. Habrá gente que no entienda cómo se puede disfrutar con algo que también te hace sufrir, sacrificar muchas cosas, … pero solo cuando lo pruebas … sabes lo que es. Tengo un muy buen amigo que me decía: “¡Has enfermado de triatlón!”. Y ahora es el mismo que se emociona con mis metas y me admira por ello.

Preparar un Ironman es duro. Y el que diga lo contrario … ¡miente!

Es duro porque requiere de mucha dedicación. Muchas horas de entreno. Fines de semana dedicados a hacer tiradas largas de bici. Cenas con los amigos que se acaban antes porque al dia siguiente tienes que madrugar para entrenar o competir en alguna prueba que te va a servir como entreno. Irte de viaje con las zapatillas en la maleta para salir a entrenar. Incluso con la bici. Pero también es verdad que cuando haces algo con ilusión, que te hace disfrutar y te hace sentir muy bien … esos sacrificios son menos sacrificios. En mi caso tengo la ventaja de que mi pareja también es triatleta y acostumbramos a prepararnos las mismas competiciones. Así que en ese aspecto no tenemos discusiones y compartimos entrenos siempre que podemos. Disfruto de él haciendo deporte. Eso me hace muy feliz.

A veces la parte más dura es la psicológica. El cansancio mental que supone sentir la obligación de que “debes” cumplir con los entrenos marcados por el entrenador. Y lo “mal” que te hace sentir el hecho de no haber cumplido porque no has podido con el entreno, porque estabas muy cansada o porque simplemente no te apetecía y los has cambiado por una tarde de sofá o de merienda con las amigas. Pero también es importante saber escucharse y conocerse. Saber respetar lo que te pide el cuerpo y dárselo. Y no sentirte mal por ello. Porque es muy fácil caer en el círculo vicioso de: no entreno porque estoy cansada – me siento mal por ello – voy a intentar hacer algo – intento entrenar y me sale un entreno fatal – me vuelvo a sentir mal. Así que sobretodo y muy importante es saber escucharse.

…aceptar que no existe el deportista perfecto que siempre va a cumplir con los entrenos

Así que si tengo que decir cuál es la parte que más me gusta y la que menos de prepararme un Ironman, a lo primero diré que me gusta entrenar. Entrenar con unos objetivos, ver que vas mejorando dia a dia, la satisfacción que me aporta todo ello, poder compartir esas horas con mi pareja, llegar a casa reventada después de una salida de 5 horas en bici, o después de haber nadado 3000m. A veces digo que “soy adicta” a esa sensación de reventón. En cuanto a lo que menos me gusta o que se me hace más duro, es el hecho de aceptar que un dia no he podido entrenar porque estaba muy cansada sin frustrarme por ello, o que no lo he hecho a la intensidad o tiempo marcado. En definitiva, aceptar que no existe el deportista perfecto que siempre va a cumplir con los entrenos. Y, sobre todo, parar cuando el cuerpo lo pide. Dadle el descanso que a veces necesita para poder seguir.

¿Qué es lo que más te gusta de éste deporte? ¿Miedos?

Parecerá de locos pero … disfruto como una enana entrenando horas y horas. Esa sensación de llegar a casa reventada, con el trabajo hecho, … me llena muchísimo. Fijarme un objetivo e ir a por él. Ya sea en una sesión de entreno, como fijando un dia “DE” en mi calendario. El dia de la competición en el que has estado trabajando durante meses y meses visualizando ese momento de salir y empezar a fluir … hasta que llegas a meta. Y por supuesto, poder compartir todo ello con mi pareja, mi compañero incondicional de fatigas, de entrenos, de miedos, … en fin, de todo. Porque miedos también los hay, claro que sí. Y llantos! En los dos Ironmans que he hecho, me he metido al agua llorando. Llorando de miedo, de nervios, de no sé qué! Es ese momento en el que se te junta todo: nervios por si no acabas, presión porque tu familia ha venid a verte y no quieres defraudarles, porque no quieres defraudarte a ti misma, porque quieres lograrlo y lo ves todo un mundo, … miedo a no acabar, a lesionarte, a tener que asumir que no has podido con tu objetivo, … por eso es muy importante, creo yo, hablarlo y compartirlo con alguien que pueda entenderte. Y eso solo puede hacerlo alguien que esté en tu mismo lugar o que haya pasado por lo mismo.

¿Cómo son tus entrenamientos? ¿Compites con un equipo?

Sí, compagino mi trabajo con mis entrenos diarios. Normalmente dedico las tardes a ello pero los entrenos de piscina los hago por la mañana, antes de ir a trabajar. Intento coincidir con mi pareja a la hora de entrenar, porque siempre es mucho más fácil y agradable hacerlo así, aunque normalmente no es lo habitual debido a nuestros horarios laborables. Pero lo que sí que tenemos fijo son los entrenos de natación a las 6.50h, dos días por semana, y los entrenos de bicicleta y gimnasio los martes por la tarde. Ese día doblamos entreno. Esto entre semana. El fin de semana sí que estamos libres y salimos a hacer entrenos largos de bicicleta o de carrera. Unos 100 kilómetros siempre caen y, si toca, luego a correr. Es importante trabajar esa transición. Y en cuanto a los domingos, hasta que empieza la temporada de triatlones (sobre el mes de abril) competimos en carreras de 10km, medio maratón, 30km,… Nos movemos mucho por España, Europa y fuera de Europa buscando siempre la perfecta combinación (para nosotros) de turismo y deporte.

Tanto mi chico como yo formamos parte de un club de triatlón: Tribanda Triatló. Somos un equipo pequeñito en el que hay muy buen ambiente. Los entrenos solemos hacerlos cada uno por su cuenta, pero a la hora de competir nos juntamos y apoyamos mucho.

todo aquel que diga que obedece seriamente a su entrenador … ¡miente!

¿Cuánto es importante para ti la figura del entrenador?

Durante los dos primeros años compitiendo en triatlón no tuve entrenador. siempre me he dedicado al running y mis marcas han sido siempre muy buenas, por lo que nunca antes me había planteado tener un entrenador hasta que empecé en el triatlón. Hablando con deportistas como yo, todos coincidían en la importancia de tener un entrenador y seguir una buena planificación de entrenos para mejorar; que esa era la mejor forma de lograr mejores marcas. Así que me hablaron de un entrenador del CAR de Madrid y contacté con él. Él ha sido quién me ha ayudado a mejorar mi forma y mis tiempos. Pero también he de decir que … muchas veces me cuesta mucho cumplir con lo que me marca, ya sea por pereza, por falta de tiempo, … así que … todo aquel que diga que obedece seriamente a su entrenador … ¡miente!

Sabemos que la alimentación es muy importante para mejorar y para tener un buen rendimiento ¿Sigues alguna dieta? ¿Qué cambio en tu alimentación te ha ayudado más?

¡Estoy completamente de acuerdo! Una correcta alimentación es básica para mantener una buena forma física, rendir y encontrarse bien. Con lo consiguiente de sentirse bien con una misma.

No sigo ninguna dieta. Pero como me gusta mucho todo lo que transciende al mundo de la nutrición y considero que es fundamental para sentirme bien, leo mucho sobre este tema; propiedades de los alimentos que más me puedan interesar para mi rendimiento, cambios que pueden enriquecer mi dieta, beneficios de consumir unos alimentos u otros, combinaciones que puedan ser favorables, … Como mucha fruta y verdura. La patata y el arroz, juntamente con piezas de proteína de origen animal (pescado y carnes magras) y algo de verdura, suelen ser los componentes de mis comidas. Para la hora de la cena me encantan los purés de verduras como primer plato. Pero si se trata de la semana previa a una competición, la carga de hidratos toma relevancia. Pero por lo general, como de todo y muy equilibrado. ¡Ah! Los dulces también están presentes. Aunque intento que sea en la menor cantidad posible … me cuesta resistirme a ellos.

A medida que vas aumentando las horas de entreno, la intensidad, … una misma ya se da cuenta de que el cuerpo pide más energía; necesita más calidad y cantidad para poder seguir rindiendo no solo a nivel deportivo sino en la vida cotidiana. Así, empiezas a escoger harinas más nutritivas, me hago mi granola casera con los cereales y frutos secos que más me interesan, los yogures también me los hago yo con leche ecológica y de cabra, … y en cuanto a las ingestas post-entreno, he introducido recuperadores que me ayudan a reponerme después del esfuerzo realizado. Eso sí, los compro de una marca que usa productos ecológicos y naturales, minimizando la presencia de los azúcares.

¿A quién recomendarías que practicasen este deporte? ¿Tienes algún triatleta como referente al que sigues de cerca?

¡Recomendaría el triatlón y cualquier otro deporte a todo ser humano de este planeta! El deporte es vida. Es disciplina. Es salud. Es disfrute. Es movimiento. Es libertad. Es estética (también). Es segregar endorfinas y venirte a arriba. Yo disfruto mucho con el triatlón; nadando, yendo en bici o corriendo. Pero disfruto también yendo a hacer senderismo, a esquiar, haciendo kayak, … se trata de encontrar eso que a cada uno le guste y haga sentir bien. Ya no solo por salud física, sino mental también. Aunque soy consciente que un Ironman no es el mejor ejemplo de actividad física enfocada a la salud.

Si me dijeran que me podría ganar la vida haciendo esto … no lo dudaría ni un momento.

Todo el dia entrenando … ¡me encantaría! (¡con ratitos para mí y para mi gente, por supuesto ehhh!). Mediante las redes sociales sigo a algunas triatletas (chicos también, pero sobretodo chicas), me siento más identificada con ellas y las admiro mucho. Pero la verdad es que no soy una persona de tener referentes deportivos, aunque si tengo que nombrar a alguien, sin duda Saleta Castro es una de ellas. Me gusta su naturalidad, la forma en la que se muestra en las redes sociales, su sinceridad cuando las cosas no salen como se esperan, que salga comiéndose un super helado para merendar, o disfrutando de entrenos con su chico. Judith Koraxan es otra gran triatleta a la que me gusta seguir. Con ella he coincidido en algunas competiciones y me gusta verla.

 

 

¿Cuál es ahora tu principal objetivo?

Ahora mismo mi principal objetivo es recuperarme física y mentalmente del Ironman. Las semanas post Ironman son duras, no solo a nivel físico sino mental también. Una prueba de estas magnitudes te deja el cuerpo destrozado. Se desajusta por todos los lados. A nivel físico, hormonal, … eso no quiere decir que deje de entrenar. Sigo entrenando pero sin ninguna pauta; hago lo que me apetece, al ritmo que me apetece. De cara a la temporada que viene mi objetivo va a ser centrarme en la media distancia (medio Ironman) y mejorar mis marcas en ella. ¡En breves volvemos a trabajar duro para ello!

Muchas gracias Marta! ha sido un placer hablar contigo y sobretodo ha sido muy enriquecedor! Bienvenida a Mujeres Runners, te esperamos por aquí para que compartas tu experiencia y nos ayudes y motives 🙂 

2 comentarios en “Entrevista a la triatleta Marta Martín “Hay que aceptar que no existe el deportista perfecto”.”

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos

Responsable » Cristina Gómez Valdivia (+info)

Finalidad » Gestionar los comentarios.

Legitimación » tu consentimiento (Que me das permiso). (+info)

Destinatarios » los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de Webempresa (proveedor de hosting de mujeresrunners.com) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Webempresa. (https://www.webempresa.com/aviso-legal.html).

Derechos » Tienes derecho a acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. (+info)

Cristina Gómez

Me encanta el deporte y admiro a la gente que lucha por conseguir sus objetivos, que se marca retos, gente auténtica que cree en sí misma y no sigue modas, que hace siempre lo que quiere sin importarle lo que opinan los demás. Los que dan el 100 x 100 a cada momento, los que irradian naturalidad. :)