Mindfulness para regular tus emociones

Hola!

Me gusta compartir con vosotros todo lo que voy aprendiendo sobre Mindfulness. En el último curso que estoy impartiendo estamos estudiando cómo podemos regular las emociones para tener una mayor inteligencia emocional. Creo que es esencial para tener una buena calidad de vida conocer las herramientas que nos sirven para gestionar mejor las emociones que surgen de las situaciones que vivimos en nuestras vidas, a veces desagradables.

En el ejercicio de consciencia realizado con anterioridad aprendimos a escucharnos estando atentos en el momento presente. Ahora vamos a ver que hacemos con todo eso que vamos sintiendo…

Para poder desarrollar la inteligencia emocional y regular nuestras emociones es importante ser consciente de ellas, así como ser capaz de aceptarlas tanto las BUENAS como las MALAS, sin juzgarlas, sólo siendo conscientes de ellas. No entraremos a juzgar si es adecuada una emoción a una circunstancia.

Pero además tenemos que aprender a distinguir entre SENTIR una emoción, EXPRESARLA o ACTUARLA.

Muchas veces cuando sentimos una emoción podemos resistirnos a esa emoción o sobreaccionamos. Las dos cosas pueden ser negativas sino dejamos un espacio de tiempo para entender la emoción que estamos sintiendo.

Aquí entra el famoso dicho: cuenta hasta tres…

Por tanto el primer paso que se recomienda siempre es saber gestionar las emociones ¿Cómo?

  • Estar receptivo a las emociones.
  • Saber gestionarlas de forma eficaz (las emociones propias y las de los demás, ya sean agradables o desagradables).

¿Cómo reducir la vulnerabilidad emocional?

  • Durmiendo bien
  • Realizando ejercicio físico: un punto más para salir a correr!
  • Seguir una dieta saludable
  • Controlar la ingesta de sustancias contraproducentes (drogas, fármacos sin prescripción médica…)
  • Realizar actividades que fomenten nuestra sensación de autoeficacia.

Tenemos que aceptar y posteriormente abrazar esa emoción. A veces pueden ser emociones muy desagradables o intensas como un duelo. No hay que negarlas sino intentar gestionarlas. Por ejemplo: si estamos en un momento triste no nos quedaremos en casa llorando sin querer saber nada más del mundo sino que saldremos de casa, haremos deporte, quedaremos con un buen amigo. Podemos escuchar música, contemplar un bonito paisaje, una ducha caliente: algo que nos haga sentir bien.

Hay que distraerse del estado emocional, no rechazarlo

Puedes hacer ejercicios de relajación, darte ánimos y confiar en ti mismo, confiar en que todo irá mejorando poco a poco. Hay que ser compasivo con la propia experiencia personal para conseguir una buena regulación de la gestión emocional.

Si hay algo que me ha funcionado enormemente ha sido escuchar la emoción, aceptarla y comprenderla. Parar un momento, ir a un lavabo, a una habitación, escaparse un momento para escucharla. Es increíble cómo la emoción se desmonta, pierde fuerza y muchas veces “las emociones más pasajeras” desaparecen. Esto también sirve para dejar de fumar! algo que he conseguido con esta técnica 😉

La autoestima es el pilar básico necesario para poder desarrollar la inteligencia emocional

¿Qué tal vas de autoestima?

Valora tu autoestima en función a:

Componente Cognitivo: 

  • Autoconcepto personal: descripción de uno mismo. Ideas, creencias (ej: Soy muy testarudo e inteligente).  Que te dices a ti mismo, eres comprensivo contigo o te machacas en continuidad. Recuerdo una vez una amiga que en medio de una conversación en la que me juzgaba constantemente me dijo: te machacas demasiado! ¿Por qué lo hacemos? En realidad no tiene sentido buscar un culpable, sea porque nuestros padres, familiares etc nos machacaron sea porque éramos así desde que nacimos…qué más da! deja de machacarte, quiérete de una vez! sé comprensivo contigo.

Al fin y al cabo es contigo que tienes que estar toda la vida!

Componente Afectivo: Resultado de la valoración de nuestras cualidades personales (como favorables o desfavorables). Eso es! una vez te machacas…luego viene el sentimiento, lo que sentimos hacia nosotros mismos! ojo con lo que te vas diciendo…

Componente Conductual: Lo que decimos o hacemos, en base a la opinión que tengamos de nosotros mismos. Esta parte es muy interesante. Si yo creo que soy un desastre probablemente actuaré como si lo fuese ¿No crees? si creo que no tengo memoria iré diciendo a cada rato…es que no tengo memoria…si pienso que no merezco una amistad sincera actuaré como si no lo mereciese…por eso …STOP. Mereces todo lo que nunca te has permitido tener, no tengas miedo.

Retroalimenta lo positivo, quiérete

Espero que te haya gustado esta entrada y espero tus comentarios más abajo! además si te ha gustado mucho puedes compartirlo para que escriba más sobre esto….

Un abrazo!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos

Responsable » Cristina Gómez Valdivia (+info)

Finalidad » Gestionar los comentarios.

Legitimación » tu consentimiento (Que me das permiso). (+info)

Destinatarios » los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de Webempresa (proveedor de hosting de mujeresrunners.com) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Webempresa. (https://www.webempresa.com/aviso-legal.html).

Derechos » Tienes derecho a acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. (+info)

Cristina Gómez

Me encanta el deporte y admiro a la gente que lucha por conseguir sus objetivos, que se marca retos, gente auténtica que cree en sí misma y no sigue modas, que hace siempre lo que quiere sin importarle lo que opinan los demás. Los que dan el 100 x 100 a cada momento, los que irradian naturalidad. :)